Matriz de la uña

Matriz de la uña.
El nacimiento de la uña empieza en la matriz o raíz; es la parte viva de la uña oculta bajo el eponiquio. La raíz de la uña descansa y crece en una parte gruesa de células epidérmicas conocidas corno matriz germinal, que no es visible y se encuentra por debajo de un pliegue curvado de epidermis. Se extiende varios milímetros en el interior del dedo y se mantiene unida por tejido fibroso a la superficie de la punta del hueso de la falange subyacente. En este pliegue cercano al punto donde se une la uña, las células se dividen y producen queratinocitos (células que forman la queratina). Cuantas más células se producen, más células viejas son empujadas hacia fuera y aplastadas, con lo que se vuelven transparenles y pierden su apariencia blanca y carnosa original. La uña que hay en el interior de la matriz es muy blanda hasta que ha terminado todo el proceso de queratinización. Cualquier golpe o herida importante en esta zona puede dar lugar a una uña deformada. La forma de la matriz determinará el grosor y anchura de la uña (cuanlo más larga sea la matriz, más gruesa será la uña), mientras que la forma del hueso del extremo del dedo determinará si la placa ungueal será plana, alzada, arqueada o ganchuda.

Esta entrada fue publicada en Composicion de las uñas, Manicura y pedicura y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Matriz de la uña

  1. claudiia dijo:

    super cheebre todo los felicito

Responder a claudiia Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>